El sector start-up español aumenta el crecimiento y las ventas online, pero reduce rentabilidad y actividad internacional

0
848

Así se desprende de la tercera edición del estudio “Análisis de una nueva generación de start-ups en España y Portugal” elaborado por CaixaBank, a través de DayOne, y que cuenta con la colaboración de la escuela de negocios IESE.

Los sectores healthcare, alimentario y de impacto social concentran el mayor número de empresas innovadoras, mientras que las más rentables son las especializadas en aeronáutica, fitness y bienestar y entretenimiento.

Las start-ups de la muestra consiguen movilizar 245 millones de euros en rondas de financiación, aunque fondos propios, aportaciones de amigos y familiares y business angels se mantienen como fuentes principales, por delante del venture capital.

Las start-ups incrementan sus plantillas, con 7 empleados de media y un total de 4.404 puestos de trabajo generados en todo el sector, sumando España y Portugal.

2021 ha sido un año de evolución y maduración para las start-ups españolas, con crecimientos destacados en volumen y actividad y un aumento de la financiación recibida, a pesar de las incertidumbres de los mercados. Esta es una de las conclusiones que se desprende de la tercera edición del estudio “Análisis de una nueva generación de start-ups en España y Portugal”, impulsado por CaixaBank, a través de DayOne, con la colaboración del Centro de Iniciativa Emprendedora de IESE Business School.

El estudio analiza la evolución experimentada durante el último año por 763 compañías innovadoras de España y Portugal (el 87%, españolas), todas ellas participantes de los Premios EmprendeXXI, convocatoria de referencia para los emprendedores coorganizada por CaixaBank y el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, a través de ENISA.  La iniciativa ha alcanzado este año su 15ª edición.

La documentación aportada para participar en los Premios EmprendeXXI facilita una visión profunda de la evolución registrada durante los últimos ejercicios y las perspectivas de futuro a corto y medio plazo de una muestra amplia y representativa de start-ups de reciente creación, constituidas a partir de 2018. 

Radiografía del sector start-up en España

Según los autores del estudio, los indicadores analizados muestran “un crecimiento destacado de estas empresas, una mayor confianza por parte de los inversores hacia ellas y una elevada madurez de este ecosistema”, lo que cobra mayor valor dado el contexto económico.

El crecimiento medio estimado para las start-up españolas que han formado parte de los Premios EmprendeXXI en 2021 es superior a los resultados de los estudios anteriores. El 50% de las start-ups crecen en 2021 por encima del 25% y la media total muestra que casi duplican su facturación (99%). Sin embargo, se ha reducido la rentabilidad: el porcentaje de empresas con EBITDA positivo desciende al 61%, un 16% por debajo del año anterior.

Los sectores healthcare (9%), alimentario y bebidas (6%), impacto social (6%) y energía (6%) son los preferidos para emprender y los que registran una mayor concentración de start-ups. Sin embargo, los sectores estimados como más rentables son el aeroespacial (el 80% de las empresas de este campo tienen EBITDA positivo), fitness y bienestar (67%) y entretenimiento (67%).

El 76% de las empresas tienen su ventaja competitiva basada en un producto superior a la competencia, con soluciones basadas mayoritariamente en software y plataformas (15%), data analytics (12%) e inteligencia artificial (8%). Asimismo, casi un tercio de las compañías analizadas (28%) dispone de un producto completamente desarrollado, así como de una base sólida y diversificada de clientes (22%). 
En cuanto a modelo de negocio, el 43% elige el pago por suscripción para monetizar la innovación, mientras que el 58% optan por el B2B (business to business) y un tipo de actividad orientada al mercado profesional.

Crece el promedio de financiación por empresa

La mayoría de los emprendedores participantes en el estudio (65%) afirman que tienen como reto principal obtener financiación. El informe señala que el volumen de financiación total recibida por las compañías analizadas desde su creación (incluyendo los ejercicios 2019, 2020 y 2021) alcanza los 270 millones de euros, de los que 245 millones corresponden a empresas españolas. 

Durante el periodo 2020-2021, las diversas rondas de financiación han conseguido levantar un total de 109 millones de euros (alrededor de 80 millones en España). Se reduce ligeramente la cantidad total respecto al año anterior, pero se incrementa respecto a años anteriores el importe de financiación media conseguida por compañía, que ha pasado de 363.000 euros de media en el estudio de 2020 a 422.000 euros en 2021, un 16% más. 

La financiación sigue procediendo mayoritariamente de fondos propios (55%), con una leve disminución respecto a la edición anterior (59% en 2020). Le siguen como fuentes de financiación principales las aportaciones de familiares y amigos (13%), la participación de Business Angels (12%) e inversores de capital riesgo (9%).
Asimismo, las start-ups analizadas han levantado 33 millones de euros en financiación pública, 30 millones de euros en subvenciones y premios y 27 millones de euros financiación bancaria.

Distribución territorial

Por territorios, Cataluña (18%) y Madrid (15%) son los territorios con mayor representación de empresas, seguidos de Comunidad Valenciana (9%) y Andalucía (8%), una distribución muy similar a la de ediciones anteriores del estudio. Cataluña y Madrid están considerados como hubs de excelencia a nivel internacional, pero cabe destacar también el importante ratio de calidad, extraído de la comparación entre la cantidad total de empresas analizadas y el número de las mejor evaluadas en 2021, de Asturias y País Vasco.

En cuanto a obtención de financiación, los mayores promedios por compañía se dan en Cataluña (685.000 euros levantados de media por empresa), Navarra (653.000 euros), Madrid (611.000) y Galicia (586.000).
Por sectores, Cataluña destaca en empresas dedicadas al healthcare, la alimentación, el impacto social y la educación, mientras que Madrid es el territorio que un mayor número de empresas registra especializadas en marketplace y en servicios financieros. Por su parte, la Comunidad Valenciana destaca por ser la región con más start-ups del sector de la energía y el País Vasco concentra el mayor núcleo de emprendedores de salud. Andalucía es líder en turismo y, de forma compartida con Extremadura, en agricultura.

Equipos cualificados y expertos

Por otro lado, en 2021, se estima que el sector start-up analizado supone un total de 4.404 puestos de trabajo sumando España y Portugal, con un aumento de la media de empleados respecto a 2020 al pasar de 6,26 a 7. Los equipos no solo crecen en términos numéricos, sino también en experiencia, como corresponde a un ecosistema que gana en madurez, con fundadores que basan sus decisiones en un recorrido de experiencias previas.

El 44% de los fundadores tiene más de 11 años de experiencia y el 46% ya ha lanzado tres o más empresas. Además, respecto a ediciones anteriores, se mantiene un nivel elevado en la calidad de la educación de los equipos fundadores: el 87% de los fundadores tienen un grado universitario o superior (máster o grado superior) y los que tienen un doctorado representan un 11%.

Edición tras edición, el emprendimiento femenino sigue siendo un reto y los equipos fundadores se mantienen poco diversos. Sólo el 14% de las compañías de la muestra tienen mayoría de mujeres entre los fundadores y las emprendedoras se concentran en los sectores relacionados con impacto social (11%) y marketplace (11% también). Por otro lado, el porcentaje de mujeres entre los fundadores disminuye levemente respecto a la edición anterior, del 27% al 26%.

Descenso de la internacionalización, pero aumento del canal online

Comparado con ediciones anteriores, el análisis presenta nuevas tendencias respecto al destino de las ventas, con un descenso de la actividad internacional, afectada por la pandemia. De esta forma, baja en 200 puntos básicos el porcentaje de start-ups que tienen negocio internacional (42%, frente al 44% de la edición 2021), lo que responde a las dificultades con las que las empresas se han encontrado para el comercio transcontinental. 

Sin embargo, estas compañías han sabido encontrar alternativas a través del canal online: el porcentaje de las start-ups que realizan ventas internacionales únicamente a través de Internet sube al 37%.

Europa se revela como el mercado más relevante para el 80% de las empresas analizadas, casi duplicando porcentajes respecto a la edición anterior, seguida de América Latina (41%) y el mercado norte americano de Estados Unidos y Canadá (32%). 

Fuente: IESE Business School

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Feedback se reserva el derecho de revisar los comentarios y despublicar en caso de no ser apropiados.