Director general de la Fundación Barcelona Mobile World Capital

Ginés Alarcón

“Las personas tienen mejor tecnología que las empresas”

Martes, 12 de Marzo de 2013
El reciente congreso de telefonía móvil que ha tenido lugar en Barcelona no sólo ha sido un gran éxito sino que también nos ha adelantado algunas de las novedades tecnológicas que hasta hace muy poco tiempo pertenecían al futuro. Pero no basta con ello. Hace falta que haya organismos que sean capaces de canalizar tanta innovación. Y uno de ellos es la Fundación Barcelona Mobile World Capital. Hoy hablamos con su director general.
“La transformación tecnológica hacia la que vamos es para alcanzar una sociedad mejor, y por tanto, las nuevas tecnologías serán siempre incluyentes, no excluyentes”
 
“Es probable que uno tenga para su uso particular mejores dispositivos en casa que el que tiene en el trabajo, y eso da margen para que las compañías hagan un esfuerzo para ponerse al día y que el camino por recorrer sea enorme”
 
“Aún falta globalizar la tecnología. Cuando hace 20 años te ibas a los Estados Unidos, igual no te servía un teléfono móvil en un estado que en otro. Y hoy aún hoy tratamos de corregir cosas para universalizar lo que tenemos”.
 
“En general, va a haber un incremento importante de esa tecnología en sectores que ahora mismo se han convertido en insostenibles, como por ejemplo, el de la sanidad”
Parece que ha sido todo un éxito. Han desfilado por Barcelona personas de 200 países, dejando mas de 300 millones de euros
Ha sido un gran Congreso, no hay que hacer más hincapié en ello. Existía un reto que había que superar, desde que Barcelona se impuso a otras ciudades como Milán, Munich o Paris en ser sede permanente hasta 2018, y uno de ellos era el cambio de ubicación, de Montjuïc a Gran Via 2, y ese reto ha sido ampliamente superado. Pero en el resto de temas, debemos estar orgullosos de como ha ido todo. Es una manera de ponerse el listón alto para obligarnos a mejorar aún mas para las ediciones, cinco, que nos quedan por delante.
 
Y ahora, una vez pasados estos días de presentación de novedades, empieza todo un periplo desde Barcelona, en que se va a tener que hacer mucho trabajo…
Una de las razones de la existencia de la Fundación es esa, la de ser el organismo que coordine, proponga, y sugiera acciones que ayuden al que, creo, es uno de los problemas del sector del móvil, que es precisamente la falta de estándares que unifiquen criterios.
 
¿Algún ejemplo?
Si, el contactless, por ejemplo, el pago a través de terminal de móvil. Aún siendo un tema incipiente, ya nos encontramos con un montón de sistemas distintos: el de Telefónica, el de Orange, el del BBVA, el de Visa o MasterCard: cada uno ha andado en su dirección, y hay que tratar de canalizarlo todo para que haya un cierto criterio de homogeneidad. 
 
Y esto debe ser algo común en todas partes ¿no? 
Mira, cuando hace 20 años te ibas a los Estados Unidos, igual no te servía un teléfono móvil en un estado que en otro. Así que allí nació el protocolo de estándares llamado GSM, y en eso estamos, tratando de corregir cosas que aún no funcionan suficientemente bien. La idea es incorporar una regulación más universalizada, terminologías que sean más comunes entre países.
 
En 20 años, los cambios han sido brutales. ¿Cómo definiría la gran transformación que se ha producido desde entonces?
Hoy es importante decir que las personas tienen mejor tecnología que las empresas. No solo por los apps, sino en muchos otros aspectos, porque entre otras cosas, es probable que uno tenga para su uso particular mejores dispositivos en casa que el que tiene en el trabajo, y eso da margen para que las compañías hagan un esfuerzo para ponerse al día y que el camino por recorrer es enorme.
 
¿Piensa que hay determinados sectores en los que la tecnología móvil va a ser más determinante en los años venideros?
Creo que, en general, va a haber un incremento importante de esa tecnología en sectores que ahora mismo se han convertido en insostenibles, como por ejemplo, el de la sanidad. La contribución, en este tema concreto, va a ser capital. Pero no hay que olvidar que todo lo que se haga deberá estar sujeto al criterio de sostenibilidad, básico en estos momentos de crisis y de potencial crecimiento.
 
La Fundación no tiene ni un año de vida pero ya tiene un bagaje considerable
En el fondo, se trata de que hablemos de conceptos que no sean abstractos, sino que son los que utiliza la demanda, como lo que comentaba de pagar con el móvil, del mismo modo que ahora pagas con una tarjeta de crédito en cualquier rincón del mundo. Pero el primer proyecto que hemos puesto en marcha es el de poder disponer de nuestra historia clínica en el terminal del smartphone. Desde cualquier lugar del mundo, estés donde estés, cualquier médico podrá consultar esa ficha, lo que contribuirá a una nueva manera de entender la salud en los próximos años.
 
¿Hay algún lugar en el que se esté hoy por delante en tecnología móvil?
No sabría concretar porque hay varios modelos de actuación: Corea, Estados Unidos, Europa, casi diría que eso, ahora mismo, da un poco igual. La transformación hacia la que vamos es para alcanzar una sociedad mejor, y por tanto, las nuevas tecnologías serán incluyentes, y no excluyentes. 
 
Pero todos sabemos que hay países en los que el progreso tarda mucho en llegar
Ahora ya no. Cada vez más, la tecnología se unifica, y todo este proceso hará que países como Kenia, en África, que hoy, gracias al móvil, se han podido bancarizar operaciones que sólo hace unos cuantos años eran imposibles. Y hablamos de países con grandes problemas de movilidad física, en los que se han conseguido grandes logros y ello sin tener que recurrir a teléfonos inteligentes.
 
También da la sensación que, aunque la tecnología crece, su uso se simplifica
Es algo que resulta lógico, como ha ocurrido en otros segmentos tecnológicos como los ordenadores. Me contaba uno de los máximos directivos de Vodafone el caso de su madre, que, más allá de los 70 años, se había resistido a usar el móvil. Convencida de que era una buena manera de ser localizada por cualquier contingencia, el siguiente paso fue enseñarle a usar el SMS, y me decía que los inundaba de ellos a diario, eso sí, todos encabezados con un “querido hijo”.
 
Los mayores han accedido a una tecnología que parecía inabarcable por un tema generacional  
Si, pero no hay duda de que cada vez más, y en centros geriátricos, se utilizan dispositivos, móviles, y tablets, que permiten a nuestros mayores una ejercitación de las neuronas. Ya sabemos que esto es indispensable para sentirse bien, sin contar el grado de felicidad que significa estar “conectado” con los tuyos.
 
Hábleme un poco más de la fundación. Ahora va a tener distintas ramas de actividad, ¿no? 
Digamos que el corazón de la fundación estará situado en el Center, un hub en la Plaça de Catalunya, que se ha inaugurado coincidiendo con el Congreso, y que es un lugar muy recomendable porque, entre otras cosas se puede ver la evolución que hemos seguido en el mundo del móvil. Y también lo más novedoso que se está haciendo en  cualquier rincón del planeta. 
 
Muy interesante
Por otro lado, en septiembre realizaremos, dentro de lo que hemos llamado “El festival”, la Summer Week, con actividades relacionadas con el móvil y el cine, la música o los deportes. Y eso, sin olvidar nuestros dos grandes proyectos, el orientado a la salud, el Personal Health Folder, y el de cartera de pago, al que se ha bautizado como m wallet.
 
Y nos imaginamos, que todos estos elementos serán un tractor importante en la llegada de savia nueva, personas y empresas, a Barcelona, para desarrollar proyectos
Bueno, este es, probablemente, nuestro objetivo más importante, ya que hay, ahora mismo, muchos emprendedores relacionados con las tecnologías del móvil, de aquí y de fuera, que pueden ver en la ciudad el lugar más idóneo para ubicarse.