Directora General de Culinarium

Montse Robinat

“El negocio tiene que ser ‘algo más’ que un negocio”

Miércoles, 30 de Enero de 2013
Diversos estudios apuntan que una de las mejores recetas que contribuyen a una vida plena y feliz es dedicarse a aquello que a uno le hace ilusión. E intuímos que con nuestra invitada de hoy, Montse Rubinat, directora general de Culinarium le debe suceder algo parecido. Empresa especializada en la distribución de productos para el hogar, especialmente centrados en la cocina, el objetivo que se marcan es facilitar al máximo el placer de la cocina, y el de invitar.
“Jugamos con la idea de que Culinarium es más que una tienda. Y creo que este concepto es el que debe distinguir a aquellos negocios que tienen un contacto directo con el cliente. En nuestro caso, ofrecemos distintos servicios precisamente para que se puedan disfrutar mejor de todos los productos”
 
“Siempre estoy pendiente de las ferias, de las novedades que surjan, para incorporar aquellos productos que creo  necesita nuestra cadena de tiendas. Creo que en este sentido es muy importante que estés muy al corriente de aquello que suceda en tu campo para que no se te escape nada”
¿Cuál es la razón principal de ser una empresa como Culinarium?
Bueno, se trata de crear espacios donde el cliente, el usuario, aún siendo un simple aficionado a la cocina, encuentre un producto profesional que pueda serle de ayuda. 
 
Entonces aprovechan su experiencia familiar de Casa Delfín
Efectivamente. Nosotros, los tres hermanos, somos la sexta generación de una saga familiar que empezó en 1863 en Tárrega (Lleida), cuando Delfí Elias i Roig fundó un negocio dedicado al equipamiento para la hostelería. Con los años, Casa Delfin se ha convertido en un referente para los profesionales de la hostelería, así que es bonito trasladar unas dosis de profesionalidad a los usuarios que no lo son pero que tienen interés por la cocina. 
 
Y veo que tienen un montón de secciones en esta tienda, en plena arteria comercial de Barcelona, en Gran de Gracia…
Sí, es nuestra primera tienda en la gran capital, en Barcelona, aunque antes ya habíamos abierto siete en otras ciudades como Lleida, Sabadell, Terrassa, Granollers, Mataró, Reus, y Tarragona. La idea es que se visualice todo muy deprisa, las distintas secciones que conforman el todo de lo que ofrecemos: desde el menaje, hasta todo lo relacionado con las vajillas, pero también herramientas e instrumentos así como el almacenaje pera cocina y también baño.
 
Sin embargo, van más allá. Y otro de los temas que les diferencian de otras cadenas de tiendas para el hogar parecidas a la vuestra son vuestros cursos de cocina
Pues sí, y la verdad es que funcionan muy bien. Tenemos durante la semana unos cursos que enseguida se llenan, ya que son para una decena de personas, a las que devolvemos el importe, 10 €uros, en un vale de compra para la tienda. Y los sábados los cursos van dedicados a los niños, que disfrutan mientras los padres compran.
 
¿Y qué tipo de cursos imparten?
Pues mira, ahora que ya estamos casi en invierno, hemos programado unos con la cocina de temporada, pero también otros de preparación de galletas y cupcakes decoradas con motivos de Halloween. También uno de muffins, de decoración de cupcakes, de Doowaps, de creps y gofres, y de dulces de Navidad para el pasado mes de noviembre. Pero no tenemos sólo estos. Próximamente impartiremos uno de cocina de wok, y otro de cocina al vapor. 
 
El negocio, pues, ya veo que no está en los cursos
En realidad, nuestro negocio es la venta de menaje: los cursos son para que la gente disfrute, para que conozca términos de los que ha oído hablar que están relacionados con la alta cocina. 
 
¿Por ejemplo?
Pues que el cliente sepa que es una esferificación, o una reducción. Que lo haga por sí mismo, vaya, y que progresivamente vaya creciendo en su conocimiento del mundo de la cocina.
 
Y supongo que otras prestaciones tendrán
Por supuesto. Nosotros jugamos con la idea de que Culinarium es más que una tienda. Y creo que este concepto es el que debe distinguir a aquellos negocios que tienen un contacto directo con el cliente. En nuestro caso, ofrecemos distintos servicios precisamente para que se puedan disfrutar mejor de todos los productos, y la gente pueda quedar satisfecha con su compra. La idea es ofrecer siempre algo más. 
 
¿Algunos ejemplos?
Pues mira, tenemos los cheques-regalos que son ideales cuando no sabes qué regalar por fechas como aniversarios, celebraciones o en Navidad. No es algo que hemos inventado nosotros, de acuerdo, pero facilita mucho la idea de que el destinatario escoge el regalo que le conviene. 
 
¿Algo más?
Pues mira, hemos incorporado también la lista de bodas, y tenemos también envío a domicilio. Si quieres, son detalles pero que hay que valorarlos a la hora de querer ofrecer lo mejor para el cliente. 
 
Usted me comentaba antes que realiza personalmente las compras de producto
Sí, lo he hecho siempre, y es quizás lo que mejor sé hacer. Siempre estoy pendiente de las ferias, de las novedades que surjan, para incorporar aquellos productos que creo  necesita nuestra cadena de tiendas. Creo que en este sentido es muy importante que estés muy al corriente de aquello que suceda en tu campo para que no se te escape nada. 
 
Por cierto, he empezado a ver algún producto marca Culinarium
Hemos comenzado la producción en China de productos propios, diseñados por nosotros, aunque son los menos. Aún prevalece aquella máxima de que nosotros compramos y vendemos.
 
¿Van a crecer mucho más?
De momento, cada tienda nueva es fruto de una necesidad del mercado. Además, las tiendas tienen unas dimensiones concretas, sobre los 300 metros cuadrados, para mantener una imagen de desahogo, de libertad de movimientos cuando uno entra en ella. Y luego está lo de las aulas de formación. 
 
Pero vaya, no lo tienen como una de sus prioridades
No, no, el crecimiento se hará de manera gradual… sin prisas.