Todo es comunicación

Todo es comunicación
Por Eduard Berraondo

Quizás todos los que lean estas líneas lo sepan, pero por si acaso, quiero hoy recordar los orígenes de nuestra publicación, muy pronto hará 4 años de su nacimiento y el nombre que decidimos ponerle fue Feedback. Lo digo porque, hoy en día, la palabra vuelve a estar plenamente de moda. Lo que viene a decir es que el que comunica interactúa con el destinatario del mensaje y este, a su vez, le retroalimenta con otro mensaje cerrando el circuito. Este retorno, este proceso por el cual la comunicación hace el recorrido completo, ha estado presente en, prácticamente, todas las ponencias del ReThink, al que dedicamos un especial en este número.

Ya pocos siguen pensando en una comunicación de arriba a abajo, unidireccional. Las tesis de la Escuela de Palo Alto han acabado imponiéndose: comunicar es un proceso global, en el cual, también el entorno juega su papel. Y todo esto se vuelve ahora a poner de manifiesto, quizás con unos años de retraso, porque podría haber coincido con el cambio de milenio, pero ha tardado algo más.

Sin ser muy conscientes, todos nosotros nos pasamos las horas de vigilia comunicándonos, y se trata de que los mensajes que emitimos lleguen con claridad al receptor. Eso, que en los medios periodísticos o empresariales se considera obvio, hay que implantarlo decididamente a nivel personal. Si mejoramos nuestra comunicación con los demás, contribuimos con un pequeño grano de arena a humanizar nuestra sociedad.