¿El mañana será lo mismo que el día de hoy?

¿El mañana será lo mismo que el día de hoy?
Por Noury Saci

La mayoría de los vendedores quieren un mejor mañana. Quieren más oportunidades, más clientes, más negocio y, por supuesto, una mayor comisión. Afortunadamente hay muchas cosas que pueden hacer para asegurar un mejor mañana.

Y entonces. . . ¿Por qué no lo hacen?

¿Por qué algunos vendedores desperdician su tiempo inventando excusas en lugar de utilizar sus recursos para hacer algo que pueda asegurar un mañana más próspero? Quizás es más fácil quejarse de la situación económica que "salir a la calle" y hacer algo productivo.

Si no estás feliz con tu situación actual, puedes culpar a la economía, incluso puedes culpar al clima o a la gripe si lo deseas. Pero eso no cambiará nada. Si quieres ser más feliz mañana, las cosas deben cambiar... eso es una realidad. Sin embargo, el cambio está en ti. Debes de dejar a un lado tus miedos, tus dudas y confusiones. Debes apoyarte en lo que sea, tu motivación y en tus experiencias o capacidades, pero  HAZ ALGO. Existen muchas oportunidades si tienes el compromiso de hacer lo que se debe hacer.

¿Qué puedes hacer?

Puedes buscar nuevos clientes. Te sorprenderá oír que hoy en día muy pocos vendedores hacen llamadas de prospección. Algunos mencionan las llamadas en frío o llamadas a referidos, pero muy rara vez las llevan a cabo. David Sandler solía decir que, "Nunca alguien ha tenido que hacer cola para hacer una llamada en frío".

Puedes acceder a una red de contactos a través de otros vendedores para encontrar prospectos que no habrías descubierto por ti mismo. Algunos vendedores dicen usar "redes de contactos  o networking", pero sólo hacen algunos intentos y no les dan seguimiento.
Puedes pedir  a tus clientes que te contacten con otros que puedan utilizar tu producto o servicio y que aprecien el valor que ofreces. Muchos vendedores intentan pedir referencias a sus clientes, pero se les "olvida" o ponen excusas para no solicitarlas.

Puedes buscar hacer ventas complementarias con tus clientes y ayudar a que ellos crezcan. Sin embargo, algunos vendedores evitan hacerlo; quizá porque tienen miedo de poner en riesgo su negocio actual al pedir más.

Si estás insatisfecho con tu nivel de productividad y has estado justificando tus bajos resultados, ¡DETENTE! Deja a un lado tus pensamientos negativos acerca del mercado y de tus habilidades. Diseña e implementa un nuevo modelo de desarrollo que contenga actividades específicas y llévalas a la práctica. Y no tengas miedo de pensar en grande, tu mañana será exactamente lo que visualices hoy, ni más ni menos.

¿Todo se va a arreglar?

Probablemente has escuchado frases similares a: "no te preocupes, todo se va a arreglar" ¿Será ésta una expresión de fe o esperanza que indica que, a pesar de que tan oscura parezca la situación en ese momento, todo se va a arreglar? ¿O será que  se descarta tu contribución en hacer que las cosas mejoren? ¿Será que fomenta el esperar pacientemente, quizás haciendo poco o nada, para simplemente esperar que las cosas mejoren por sí solas? 

Si agregamos un complemento, encontraremos la respuesta:

"Todo se va a arreglar. . . pero sólo para aquéllos que hacen que las cosas sucedan".

Debes tomar las mejores decisiones posibles usando toda la información disponible y ACTUAR.    

La vida es un partido de un sólo primer tiempo; si estás esperando a que las cosas mejoren en el segundo tiempo… estarás esperando en vano.

Cosas buenas y malas pasan naturalmente en la vida. Algunas personas piensan que ambas te llevan exactamente a donde debes estar en ese momento de tu vida. Si aprecias lo bueno, aprendes de lo malo y actúas; al final todo se arreglará.